Klang und Präsenz
info destinatorios seminarios eventos vita òpera ejemplos de voz links referencias contacto

Destinatorios

El empleo competente de la voz es útil en diversas ocupaciones:
profesores, estudiantes, actores, locutores, cantantes e interesados de otros oficios, que dependen del uso de voz, pueden beneficiarse de ello. Sea en la vida cultural o económica, en los sectores de educación o de salud – la voz nos acompana en muchas situaciones. La utilización consciente y gozosa de la propia voz, por encima de su empleo al nivel profesional, para mucha gente significa un enriquecimiento de por sí.

El método « Lichtenberg » se dirige a todos que quieran conocer el funcionamiento de la voz, conservar su salud y poder utilizarla con la mayor libertad y facilidad posíble. Se puede aplicar en campos diversos. Considera que, conociendo los mecanismos de autoorganización y el aprovechamiento óptimo de nuestra función vocal, permite manejar con mayor naturalidad la respiración, el habla y el canto.

Clases de voz por razones profesionales o por interés personal se dirigen a

- profesionales del arte escénico de voz hablada o cantada, locutores, profesionales de voz que quieran conocer un apoyo eficaz para desafíos, para evitar o contraarrestar el cansancio o perjuicio de la voz.

- actores que desean apoyo para el estudio de un papel o la preparación de una lectura.

- elencos de teatro o escuelas de teatro para el montaje de un espectáculo p.e.

- personas que en su trabajo tienen que hablar mucho, profesores, educadores, telefonistas, conferencistas que desean aliviar el aparato vocal y aprender a hablar con voz modulada y expresividad.

- ninos y jóvenes. Experiencias sensoriales como p.e. con la vibración y el sonido son estímulos importantes para el desarrollo del habla, para el aprendizaje del idioma y el fomento de la autoconfianza.

- los que hablan un idoma extranjero. Se puede promover la comprehensibilidad, la sonoridad y sostenibilidad.

- los que son corto de respiración o que jadean el aire.

- madres, padres, tíos, abuelos que les gusta cantar o contar historias y que quieren aumentar la amplitud y sostenibilidad de su voz, cantar con menos esfuerzo, contar con cautividad y expresividad.

- los que siempre querían cantar pero que fueron persuadidos de que no saben cantar o que están convencidos de que su voz no es bonita y que no vale la pena.

- los que padecen de molestias de voz crónicas como la ronquera, carraspeamiento coercitivo, inflamaciones reíteradas de las vías respiratorias y del aparato vocal.

- instrumentalistas, que quieran profundizar la relación entre la percepción sensorial y el sonido del instrumento.

- los que simplemente quieran dedicarse a su voz, un campo sugestivo y estimulante que nos deja descubrir facetas de timbre y sonido inesperados.